jueves, 19 de julio de 2007

CULTIVO DE LA PAPA I: Introduccion y Origen


Patata o Papa (planta), tubérculo harinoso comestible producido por ciertas plantas de un género de la familia de las Solanáceas; el nombre se aplica también a las plantas y es debido a la confusión que se creó en España entre las voces americanas papa y batata. La patata blanca común es un alimento básico en casi todos los países templados del mundo. La planta se cultiva como herbácea anual. El tallo crece hasta casi 1 m de altura, erguido o tendido, con hojas acuminadas y flores de color entre blanco y púrpura. El fruto es una baya con numerosas semillas, de tamaño parecido al de la cereza. Igual que los tallos y las hojas, el fruto contiene cantidades sustanciales de solanina, un alcaloide tóxico característico del género. La planta, nativa de los Andes peruanos, fue introducida en Europa en el siglo XVI por los exploradores españoles. El cultivo se difundió rápidamente, sobre todo en las regiones templadas y, a principios del siglo XVIII, se introdujo en el norte de América (Estados Unidos y Canadá).
ORIGEN
Es originaria de los Andes de América, fue llevada a Europa por los conquistadores españoles que cultivada desde la época prehispánica, cuya antigüedad data de 7000 años antes de las culturas preincas e incas
El año 2005, David Spooner, investigador del departamento de agricultura de los EEUU, presento los resultados de una investigación sobre el origen de la papa. Sostiene que es originaria del sur de Perú y basa sus hallazgos en investigaciones realizadas al DNA de 261 variedades silvestres y 98 variedades cultivadas de papa.
El cultivo de la papa necesita suelos francos con abundantes materias orgánicas. Puede producirse en zonas frías, valles altos y subandinas.