viernes, 19 de septiembre de 2014

Entregan 20.000 plantines para mejorar uva potosina

Más de 20.000 plantines de vid fueron entregados a productores de uva en cinco municipios del Departamento de Potosí con el fin de mejorar la calidad de fruta.
Así lo informó a el Potosí, el secretario de desarrollo productivo, Raúl Mendizabal, quien estuvo en la localidad de Cotagaita junto con el gobernador Félix Gonzales.
"Tupiza, Villazón, Atocha Cotacaita y Vitichi son los municipios. Y creo que se ha hecho un gran aporte a esta producción, y tenemos una proyección de 640 hectáreas para esta gestión", explicó.
La producción de uva para el próximo año aumentará significativamente para entregar a los mercados locales con un producto de primera calidad que se produce en los municipios mencionados, argumentó.
No obstante, dijo también que fueron testigos de la entrega de semillas que propicia el Ministro de Desarrollo.

INIAF presentará el primer catálogo boliviano de variedades de papa

El 17 de octubre, el Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (INIAF) presentará el primer Catálogo de accesiones de papa Solanumtuberosumsubsp. andigenun (Juz. &Bukasov) Hawkes del Banco de Germoplasma de Tubérculos y Raíces de Bolivia.
El texto fue preparado por la Dirección Nacional de Investigación del INIAF, a través de su Unidad de Recursos Genéticos, con el objetivo de difundir las características morfológicas de 534 accesiones de papa (Solanumtuberosumsubsp. andigenun), de la colección nacional de papa.
En sus más de 500 páginas también busca proporcionar información técnica sobre las características morfológicas que podrían utilizarse en el mejoramiento o generación de nuevas variedades de papa en beneficio de la población boliviana.
“En el Banco de Germoplasma de Tubérculos y Raíces, la colección de papa está constituida por 1.586 accesiones, que incluye a ocho especies”, indica el resumen del texto y agrega que las accesiones de este tubérculo son conservadas en los laboratorios y cámaras de conservación de la Estación Experimental de Toralapa, provincia Tiraque del departamento de Cochabamba.
En su presentación, el director general ejecutivo del INIAF, Hans Mercado, señala que el catálogo de accesiones a ser presentado constituye un “reconocimiento al trabajo de los agricultores bolivianos, que durante muchos años han conservado y reproducido estos materiales, ya que la subespecie andigenum se constituye en la más numerosa de toda la colección nacional de la papa”.
Es de esperar que este material constituya una herramienta útil para profesionales, estudiantes y productores interesados en la conservación, manejo y uso de este preciado recurso genético.

jueves, 18 de septiembre de 2014

Arroceros prevén aumentar en 15% las áreas de cultivo

Para este año, los arroceros prevén aumentar en un 15 por ciento la superficie cultivada de ese grano en zonas productoras de Santa Cruz y Beni, aunque el incremento no necesariamente supone que habrá mayor productividad, ya que eso depende del factor climático, informó ayer la presidenta de la Federación Nacional de Cooperativas Arroceras (Fenca), Salomé Tupa.

“Como más antes no se completó la producción nacional de arroz, aumentaremos las áreas de cultivo de arroz en un 20 por ciento en el Beni y en Santa Cruz en un 10 por ciento”, manifestó Tupa.

El año pasado, la superficie cultivada fue de 150 mil hectáreas.

Tupa explicó que la medida fue asumida ante el déficit de 300 mil toneladas para satisfacer el mercado interno, que consume 500 mil toneladas anuales del grano. Recordó que, por segunda vez consecutiva, el año pasado, se obtuvo 200 mil toneladas de producción del grano.

Según la presidenta de la Fenca, ya se preparan los suelos para la siembra de arroz, trabajo que hasta la fecha no presentó inconvenientes, ya que por el momento el clima acompaña a los productores.

Al respecto, el presidente de la Asociación de Productores de Arroz (Aspar), Ignacio Landívar, coincidió con Tupa y señaló que “no hay intenciones de sembrar menos que el año pasado”, porque ello afectaría la producción de arroz.

Explicó que el tiempo de siembra se extiende hasta fin de año, periodo prolongado que permite a los productores corregir algunas fallas y evitar romper el “punto de equilibrio que implica no sembrar al menos 115 mil hectáreas”.

Landívar comentó que en comparación al año pasado, el trabajo de siembra será más costoso y coincidió con Tupa al afirmar que las lluvias son un factor determinante para una óptima producción de arroz.

Sin embargo, Tupa dijo que si el factor climático continúa acompañando el trabajo, “al año, el país no tendrá desabastecimiento de arroz, porque el campo está excelente para el inicio de la siembra”.

Tupa hizo notar que el déficit registrado las últimas gestiones persiste por la baja en el precio del grano en chala, lo que desmotiva a los productores, y por las condiciones climáticas adversas. Criticó una vez más la política del Gobierno de importar el producto, dejando al margen a los productores que cada año van disminuyendo. El Gobierno compra arroz de Corea del Sur, Estados Unidos, China, España, Tailandia, Argentina, Brasil, Paraguay y Reino Unido.

Flores comestibles: pon color a tu plato



Pétalos delicados y sabrosos le darán color y sabor a tus platillos. Por eso las flores son una opción para disfrutar de lo que la naturaleza regala, pero tomando precauciones contra las alergias y verificando que los productos que consumes están libres de químicos nocivos, recomienda el portal web espanol.mercola.com.

Las flores comestibles deben ser cultivadas exclusivamente para este fin, sin insecticidas ni químicos. Si tienes alergia al polen, es recomendable que no las consumas porque pueden ser riesgosas.

La principales flores comestibles son el jazmín, rosa, azahar, alcachofa, coliflor, manzanilla, begonias, caléndula, sechuan, hibiscus y otras, describe www.agromatica.es.

Para el uso posterior de las flores puedes almacenarlas, ya que muchas desaparecen con el cambio de estación. Este proceso se realiza mediante técnicas como el secado, el congelado o la inmersión en aceite. Se las puede utilizar para preparar bebidas, jaleas, ensaladas, sopas, almíbar y platos principales.

Las flores contienen nutrientes valiosos. El diente de león, por ejemplo, posee numerosas propiedades antioxidantes, así como flavonoides, betacarotenos, luteína, criptoxantina y zeaxantina. También, son ricas en vitaminas, incluyendo ácido fólico, riboflavina, piroxidina.

Eso sí, introduce las flores a la dieta poco a poco para prevenir reacciones alérgicas o algún trastorno digestivo. Por lo demás, ¡Bon appétit!

Fuentes: espanol.mercola.com y www.agromatica.es


El polen, el lado oscuro de la primavera

Con las flores de la estación pueden llegar las alergias. Los pólenes —que también provienen de los pastos (gramíneas), que en La Paz se encuentran en una veintena de variedades, y de las hierbas que crecen en los bordes de ríos y cerros como maleza— pueden causar reacciones adversas en alguno de los miembros de tu familia.

“Ese polen va a estar en el ambiente y las personas se sensibilizarán al respirarlos, lo que puede producir diferentes estados alérgicos”, explica el alergólogo Jean Florú. El experto subraya que los síntomas más comunes se presentan en el sistema respiratorio superior, (la nariz) e inferior (los bronquios), además de que se pueden presentar reacciones alérgicas oculares.

También es común la alergia perenne o la fiebre de Heno, la cual se presenta con los cambios climáticos como la transición de un invierno tan seco como el nuestro, a una época húmeda como la primavera.

En otras ciudades —donde el clima es más cálido y húmedo, y existe una mayor presencia de flores— la polinización favorece aún más la aparición de alergias. Sin embargo, éstas se pueden presentar en cualquier época del año, sostiene Claudia Rodríguez, otorrinolaringóloga.

“Por lo general, la alergia empieza con estornudos, picor en la nariz, moco abundante y muchas veces esto se asocia con escozor en la zona de los ojos. La otra característica son las ojeras bastante pronunciadas alrededor de los ojos”, agrega la doctora.

La única manera de sortear estas reacciones es evitar exponerse a los elementos alergénicos, como las plantas y el polvo. “Tampoco es bueno tener mucho contacto con animales, ya que son portadores de ácaros y éstos transportan alergias”, complementa Rodríguez.

“No hay forma de prevenir las alergias, pero lo que se puede hacer cuando una persona presenta los síntomas es consultar con el especialista para descubrir a qué se debe este estado y así ofrecerle el tratamiento adecuado”, explica Florú.

Cuando una persona tiene antecedentes familiares de alergia, es muy posible que sea portadora de un gen que la predispone a sufrirla y puede manifestarse a cualquier edad.

La alergia primaveral no tiene repercusiones a nivel de la piel, es decir, que no se presentan erupciones. También se debe tener cuidado en distinguir ésta de un resfrío. El factor que las diferencia es la fiebre que acompaña al segundo caso. Si es que ésta no se manifestara, lo mejor es acudir a un médico para buscar un diagnóstico.

Proteger los ojos

Encárgate de que toda tu familia use gafas de sol, así podrán mantener sus ojos más alejados del polen y de la molesta luz del sol.

Horas de cuidado

Evita que tus hijos salgan durante el amanecer y atardecer, ya que el polen se encuentra más presente en el ambiente.

Limpia tu hogar

Emprende una limpieza exhaustiva antes de que llegue la primavera. Agentes alergénicos pueden estar presentes en todos lados.

Una gran alternativa Huertas familiares: La alimentación en casa

Según agrónomos la producción autónoma de hortalizas y su utilización en la dieta familiar es una gran alternativa para una alimentación saludable, teniendo en cuenta además los problemas relacionados con los procesos químicos a los que se someten los alimentos en la actualidad.

"Los productos de una huerta orgánica familiar son fuentes naturales de vitaminas y sales minerales, y su consumo diario es de gran importancia para el desarrollo corporal y la salud. Además, la huerta posee un costado económico: con ella se abaratan los gastos en comida y se aprovechan al máximo los recursos familiares", explicó un ingeniero agrónomo, Rubén Flores.

Flores indicó que el primer paso para la instalación de la huerta consiste en la elección del lugar ideal, que deberá ser cerca de la vivienda de la familia y en un sitio que no tenga mucha sombra, además dijo que las huertas pueden armarse en cualquier sitio, por ejemplo mediante macetas en un rincón.

"Una huerta familiar de 10 x 10 metros, es suficiente para abastecer de hortalizas a una familia de 6 a 8 miembros, e incluso para vender los excedentes. Para cercar esta área, cualquier material sirve: desde ramas hasta un sofisticado tejido de alambre", aseguró.

El profesional explicó que la buena preparación de los tablones que separan los distintos cultivos es otro aspecto importante en la producción de hortalizas. "Para ello se debe remover la tierra, con una profundidad de 15 a 20 centímetros, eliminar restos de materiales que puedan molestar a las plantas y considerar el tema del estiércol", detalló.

Otro tema importante dijo que son las semillas, que deben ser sembradas en surcos transversales, echando las semillas de manera continua. Para la mayoría de las hortalizas se utilizan entre 2 y 3 gramos de semillas por metro cuadrado.

"Generalmente, la siembra se puede realizar en cualquier recipiente en desuso como cajas de madera o baldes de plástico. Luego de la distribución de las semillas en los surcos, se debe cubrir con una camada de tierra, regar bien y tapar con un conjunto de paja para evitar el resecado de la superficie del tablón. Esta cobertura se debe retirar inmediatamente cuando comience la germinación", añadió.

Flores aseguró que las huertas familiares destacan la actividad comunitaria que se desarrolla junto a la producción de la huerta constituyéndose en una gran posibilidad para reafirmar la unidad familiar, comprometiendo a los distintos integrantes de la casa en alguna de las tareas a realizar.

miércoles, 17 de septiembre de 2014

La Agricultura Familiar garantizará la seguridad alimentaria con tecnología

En los próximos 35 años, Bolivia y Latinoamérica tendrán la oportunidad y el desafío de producir más alimento, de mejor calidad, en menor superficie, con menos agua y con mayores riesgos. Y la fórmula social/científica para garantizar la calidad y seguridad alimentaria es incorporando a la Agricultura Familiar (AF) los procesos de investigación e innovación con tecnología.

Esa fue una de las conclusiones de los expositores y organizadores del V Foro Internacional denominado Agricultura Familiar, seguridad y calidad alimentaria en América Latina, realizado en el marco del Año Internacional de la AF, declarado por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación.

“Incentivar la innovación fortaleciendo el valor estratégico que tiene la Agricultura Familiar con investigación y tecnología, es asegurar el presente y sembrar futuro en materia de calidad y seguridad alimentaria”, aseveró el presidente de la Asociación de Proveedores de Insumos Agropecuarios (APIA), Marcelo Traverso.

Dijo que Bolivia está en el momento oportuno para “trabajar en políticas de incentivo a la investigación, a la adopción de tecnologías que nos permitan ser un país referente en producción de alimentos de alta calidad, es decir, un país productor de vida en un ámbito social sólido basado en la estructura familiar empresarial”.

El mundo (7.2 mil millones de habitantes) consume alimento producido en un 97% por países en vías de desarrollo, el 70% proviene de predios familiares y el 40% de los agricultores son mujeres. “Esta es la realidad actual, y sobre estos parámetros debemos trabajar para hacer de Bolivia un país productor”, afirmó.

Señaló que en la actualidad, la agricultura nacional reporta pérdidas no solo durante el ciclo de producción por no aplicar tecnologías adecuadas, o por inclemencias climáticas, sino también en la post cosecha, por falta de tecnologías de almacenamiento, falta de caminos sólidos, falta de calidad, volumen y continuidad para lograr mercados estables tanto nacionales como internacionales.



Oportunidades y alianzas


Traverso afirmó que el uso de la tecnología agrícola permitió incrementar las exportaciones agrícolas de América Latina en un 23%, lo que le permitió ganar muchos mercados lejanos, y “sin duda alguna, la oportunidad la tiene nuestro continente y nuestro país”.

“Para ello, es necesario fortalecer la Agricultura Familiar otorgando las condiciones suficientes para que esta forma de producción logre niveles de institucionalidad mediante el desarrollo de políticas públicas participativas y generando climas propicios que abonen el terreno de una alianza entre los sectores privado y público; gubernamental y las organizaciones sociales productivas; de productores, comercializadores y consumidores”, afirmó.

Traverso aseguró que es prioritario alcanzar un diálogo político de las organizaciones sociales productivas del sector agrícola con la voluntad auténtica de los gobiernos para incorporar, de una manera inclusiva y democrática, a la Agricultura Familiar como protagonista del diseño de políticas públicas con la visión de reducir y erradicar el hambre en nuestros pueblos.

La visión de la FAO


Alan Bojanic, representante de la FAO en Brasil, durante su exposición resaltó la importancia de capacitar a los agricultores de la AF a través de cooperativas y organizaciones de productores. “Los agricultores familiares reunidos en organizaciones de productores y en cooperativas están en mejor posición para superar los obstáculos”, explicó.

Las cooperativas ayudan a mejorar significativamente la negociación y aumentar el poder de mercado del agricultor. Ayudan a reducir las pérdidas de alimentos y residuos y a reducir las desigualdades, en particular en las zonas rurales, señaló.

Por ello, dijo que el Año Internacional de la Agricultura Familiar (AIAF) es una ventana de oportunidades para aumentar la visibilidad y el potencial que tiene la relación del consumidor – productor familiar. “El AIAF tiene como objetivo aumentar la visibilidad de la agricultura familiar y de pequeña escala y los pequeños agricultores juegan un papel importante en la lucha contra la erradicación del hambre y la pobreza”, precisó.






La visión de CropLife


Por su lado, el presidente de CropLife Latin America, José Perdomo, aseguró que la tecnología ha llegado y beneficiado a todos los agricultores a lo largo de la historia. Entre 1980 y 2004 el PIB agrícola creció a nivel mundial 2% por año; más que el crecimiento de la población: 1,6%.

El 2013 las exportaciones agrícolas de AL crecieron un 23%. Las tecnologías han aumentado la productividad de todos los agricultores, en rendimiento, expansión e intensificación, dijo,

Advirtió que sin la protección de cultivos se perdería prácticamente la mitad de la cosecha. En Latinoamérica, las tecnologías que pueden contribuir en incrementar la producción son: materiales tolerantes a la sequía, tecnologías que reducen el uso de agua como el riego por goteo y por aspersión y labranza cero o siembra directa.

Cuando se combinan o acumulan varias tecnologías, los precios de los alimentos pueden reducirse drásticamente. Para producir más alimentos con menos recursos se requiere nuevas tecnologías e inversión en investigación y desarrollo, aseguró Perdomo.

Los expositores señalaron que para el sector productivo es muy importante complementar a los conceptos de Agricultura Familiar, cooperativismo, innovación, investigación, nuevas tecnologías, debemos darles a los productores seguridad jurídica para poder producir la tierra sin presiones y que le permitan invertir recursos para mejorar su productividad, requiere apoyo logístico para poder llegar con sus productos a los principales mercados ya sean nacionales o internacionales y tener libre acción para poder exportar los excedentes de la producción, que le permitan tener credibilidad internacional como proveedor de alimentos.